sábado, 31 de diciembre de 2011

Automasaje craneal

Masaje-3

Para el ultimo día del año os he preparado cuatro apuntes para hacer un automasaje craneal, también se lo podéis hacer a otra persona.

 

Aquí lo explico: 

 

  •  Ojos: Empezamos por hacer círculos repetidos alrededor, tienen que ser movimientos profundos, sintiendo los puntos dolorosos, estos siempre nos hablan de bloqueos y zonas que no están sanas.

 

  •  Nariz: Repasamos toda la nariz, desde la base hasta la raíz, en ambos lados de las aletas nasales, tenemos un punto meridiano de intestino grueso (IG 19) sirve para combatir sinusitis, alergias y nariz obstruida.

 

  •  Frente: Con cuatro dedos de la mano derecha arrastramos la piel de la frente, desde la sien del lado izquierdo hasta la sien del lado derecho. Repetimos la operación con la mano izquierda empezando por el lado derecho. Estos movimientos nos ayudan a relajar la mente, alivia la pesadez de los ojos y el dolor de cabeza.

 

  •  Pómulos y mandíbula: Con ambas manos, trazamos círculos pequeños en ambos pómulos a la vez, de fuera hacia dentro, bajando poco a poco llegamos a las encías, masajearemos desde la piel externa. Trabajamos también la mandíbula inferior, tanto por arriba como por debajo de la barbilla. 

 

  • Cráneo: Pasamos ambas manos a los lados de la cabeza por encima de las orejas, haciendo círculos profundos y lentos. Aquí trabajamos el meridiano de la vesícula biliar. Seguimos moviendo las manos por toda la cabeza insistiendo en los puntos dolorosos. Es importante la linea media central, a la altura de la punta de las orejas (Du Mai 20) conocido como coronilla, ese punto suele ser doloroso cuando hay mucha energía en la parte superior del cuerpo, se debe a exceso de preocupaciones o estudios. Otro punto es la base del occipital, por detrás del cuello, en la raíz de este hueso hay dos puntos simétricos, suelen ser dolorosos en caso de estrés o contracturas cervicales.

 

Al principio puede parecer largo pero con la practica lo iréis viendo más fácil y rápido. 

No os asustéis si notáis muchas zonas bloqueadas, es normal por el ritmo de vida que llevamos. Aunque si veis que os duele mucho mejor que contactéis con un profesional.

 

Espero que os haya gustado y que tengáis una buena entrada de año.

 

martes, 13 de diciembre de 2011

Prepárate para la Navidad

Navidad

Las fiestas navideñas siempre son un reto para la figura, queremos estar guapísimos, pero en Navidad vivimos rodeados de excesos y tentaciones a todas horas, cenas y comidas copiosas que pueden ser la perdición. No es nada que no podamos afrontar, la clave es prevenir antes que lamentar. 

Si sueles engordar durante las fiestas, mi recomendación es que estas dos semanas que quedan llevemos una alimentación sana y equilibrada. Además de desintoxicar y depurar tu cuerpo, el aspecto de tu piel mejorará.

A continuación unos consejos:

  • La fruta y la verdura te aportará los nutrientes que tu piel necesita para lucir más bonita.
  • Evita las grasas, dulces, bollería, chocolate y mucho cuidado con las salsas, si puedes evítalas. Cuanto más tarde se compren los dulces de navidad, mejor. También es importante retirarlos en cuanto acaben las fiestas.
  • Sírvete porciones pequeñas y cantidades moderadas.
  • Evita comer rápido. Mastica despacio y sin prisas.
  • Bebe la mayor cantidad de agua posible. 
  • Intenta caminar mínimo 30 minutos al día. 

Puedes complementar estos días de mimos con una dosis extra de ejercicio físico con el objetivo de que tu metabolismo se acelere y quemes más fácilmente los azúcares y grasas que, de otra forma, se acumularían en tu cuerpo.

Cuida tu piel, además de mantener una alimentación sana y equilibrada es esencial que mantengas un hábito de higiene regular. Lo ideal es que también realices una limpieza de cutis, sobre todo si tienes alguna fiesta a la que quieras asistir con un aspecto impecable. 

No se trata de hacer un tratamiento intensivo de belleza ni una dieta restrictiva, solo es tener un poco de cuidado y una actitud positiva frente al 2012.

Espero que os sirva, si queréis preguntarme algo escribidlo en los comentarios.

 

Que paséis unas buenas fiestas!

jueves, 1 de diciembre de 2011

Cuida tus manos

Manos

A veces nos centramos en el resto del cuerpo y descuidamos un poco nuestras manos. Ahora que ha empezado a hacer frío es un buen momento para dedicarles un tiempo y que se vean realmente bonitas. 

El truco que os traigo es completamente casero y funciona muy bien. Ya sabéis que antes de aconsejaros algo lo pruebo en casa.  

Las manos deben estar limpias, sin haber puesto ninguna crema, y con las uñas despintadas.

 

Lo que necesitamos:

  • Dos cucharadas de leche (da igual la clase).
  • Una cucharada de aceite de oliva. 
  • El zumo de medio limón. 
  • Algodón. 
  • Una toalla que se pueda manchar.

 

El proceso:

Impregnamos un algodón en leche y lo pasamos por toda la mano, la palma también. Las dejamos reposar encima de la toalla hasta que veamos que la piel ha absorbido toda la leche. 

Seguidamente mezclamos bien el zumo de medio limón con la cucharada de aceite y hacemos el mismo proceso. Impregnamos un algodón en la mezcla y la pasamos por toda la mano. Incidimos en las uñas y cutículas unos segundos. 

Acabado este proceso podemos masajearnos las manos, no pretendemos hacer un masaje profesional, simplemente ayudar a que los productos penetren mejor en la piel.

Pasado 5 minutos podemos retirar el exceso de aceite con agua templada. Enseguida vais a notar el cambio en vuestras manos. 

Si usáis crema hidratante la podéis aplicar entonces.

Este truco lo podéis hacer cada 15 días, o cuando vosotras creáis que vuestras manos lo necesitan, como veis son productos naturales y no dañan la piel.   

 

Espero que os sirva como a mi, y si queréis compartir algún otro truco o explicarme cómo os ha ido escribidlo en los comentarios.

jueves, 24 de noviembre de 2011

Saca partido a los acondicionadores o mascarillas de pelo

Cabello

 

Hoy os voy a traer un truco para que nuestro cabello se vea mucho más bonito y brillante, y para que el producto acondicionador que compremos nos haga mayor efecto:

Este truco he empezado a hacerlo desde hace poco y ya he notado los efectos. Se trata de cambiar la manera de aplicarnos la mascarilla o acondicionador. Da igual que el acondicionador que uséis,   

Antes lo que hacía era lavarme la cabeza, ponerme el acondicionador o mascarilla de la mitad del cabello hasta las puntas, peinarlo, seguidamente me enjabonaba el cuerpo mientras iba haciendo efecto el producto del cabello, cuando acababa con el cuerpo, me aclaraba todo a la vez.

Ahora lo que hago es, lavarme la cabeza normalmente, pero la mascarilla/acondicionador me la aplico separando el pelo a mechones y aplicando mascarilla en cada mechón por separado, siempre de la mitad del cabello a puntas, y dedicando un tiempo a cada mechón, con el calor activamos el producto y da un mejor resultado. Cuando he acabado de aplicar el producto en todo el cabello, me enjabono el cuerpo y ya como siempre. 

Probadlo con el producto que tengáis por casa y veréis los resultados en pocos días. A parte de tener un cabello mucho más bonito, aprovechamos el producto al máximo.

 

Espero que os sirva como a mi, y si queréis decirme como os ha ido o tenéis algún otro truquito escribidlo en los comentarios.

miércoles, 19 de octubre de 2011

Cómo organizar el armario

Vestidor

 

¿Tienes un armario lleno de ropa y a menudo te vistes con los mismos conjuntos? ¿Tienes poca ropa y te desesperas porque no combinan bien? ¿ Te gustaría ser capaz de usar todas las prendas de tu armario y saber que tu imagen es impecable cada vez?

Ahora que algunos estamos haciendo el cambio de ropa, os muestro unos consejos para organizarse bien el armario:

  1. Lo primero es reservar, por lo menos, tres o cuatro horas para organizar el armario. Necesitaremos un espejo de cuerpo entero.
  2. Sacamos toda ropa del armario y la ponemos encima de la cama o el suelo. Así podremos ver todo lo que tenemos. Aquellas prendas que son muy antiguas, que están rotas tienen que desaparecer del armario. Si quieres guardar alguna prenda porque le tienes cariño, guárdala en una caja aparte y en otro lugar. No necesitas encontrarte con el jersey que tejió tu abuela cada vez que abrimos el armario. Habremos conseguido hacer sitio para las prendas que sí necesitamos y nos hacen sentir bien.
  3. Divide el armario según el uso que les demos, por ejemplo, en un lado la ropa para el trabajo, en otro para el tiempo libre y en otra zona la ropa de fiesta.
  4. Pruébate todas las prendas. Es el momento de revisar que todas están bien, no tienen agujeros, hilos sueltos, manchas imborrables. Aunque no tenga ningún defecto pero sabemos que no nos la vamos a volver a poner, tenemos que quitárnoslo de encima. Si tiramos alguna prenda básica es el momento de apuntar en nuestra lista de la compra que tenemos que reemplazarla. Aquellas prendas que requieren ser lavadas en la tintorería o algún arreglo ponlas aparte y asegúrate de hacerlo lo antes posible.
  5. Coloca todo en el armario. Podemos colgar los pantalones, las faldas, las camisas, las chaquetas y los trajes. Otras prendas como los tejanos o vaqueros y otros jerseys pueden doblarse. Pon la ropa en categorías como hemos indicado antes. Divide ahora la ropa por tipo de prenda: todos los pantalones juntos, las faldas, camisas etc

No te preocupes si te parece que el armario ha quedado muy vacío. Ahora tienes el espacio necesario para crear un armario con prendas adecuadas a tu estilo y personalidad.

Espero que os sirva, y si tenéis algún otro truco me lo contáis en los comentarios :)

Acción contra el hambre

Hoy os voy a colgar un video de www.experimentocomparte.org donde nos dan un claro ejemplo de lo que somos en realidad los seres humanos. Espero que os guste tanto como a mi.


Experimento_Comparte_-_Acción_contra_el_Hambre(720p_H.264-AAC).mp4 Watch on Posterous

miércoles, 31 de agosto de 2011

Alimentación después de las vacaciones

Dieta-stillman

 

Los cambios de hábitos que traen consigo las vacaciones de verano pueden tener consecuencias nocivas para nuestro peso. Cuando llegan éstas, queremos disfrutar y nos relajamos de las obligaciones que nos imponemos durante el año, por eso nos permitimos el lujo de comer desordenadamente y dejar de hacer ejercicio. La sorpresa llega cuando volvemos a casa y nos encontramos con la báscula.

El primer paso es olvidarte de las comilonas. Es importante que cada dos horas consumas pequeñas cantidades de alimento, con el debido hincapié en desayuno, comida y cena, aunque, si no puedes comer en esos tiempos, es suficiente con cinco ingestas al día. Comer poco, pero con frecuencia, no sólo facilita la absorción de los nutrientes, sino que es fundamental para estimular el metabolismo y favorece la sensación de saciedad, lo que evita que lleguemos a las comidas importantes con mucha hambre.

 

Saciar el hambre entre horas

Para quitarte ese vacío en el estómago que se produce a media mañana y por la tarde, tendrás que dejar de lado los aperitivos salados y los dulces, ya que están llenos de calorías vacías, sin aportes nutricionales destacables. Opta por la fruta, los yogures desnatados e incluso un poco de pan con jamón serrano o pavo. 

Sobre todo, no te obsesiones. Hay muchas personas a las que les supone un verdadero esfuerzo no picar algo más sabroso entre horas; tranquilo, hacerlo una vez a la semana no te llevará a la obesidad. El truco está en habituarte a los nuevos cambios, así que hazlo poco a poco.

Cambia tus costumbres. No sólo las patatas fritas o los bollos pueden saciar tu ansiedad en horas de trabajo; es el momento de que comiences a disfrutar del sabor de una buena naranja, de un montadito de lomo curado o de un delicioso yogur de frutas del bosque para quitarte el hambre en la merienda o el almuerzo.

 

Come lo mismo, pero mejor

No hace falta que dejes de comer o te propongas una dieta rígida para adelgazar. El truco está en comer una buena cantidad que te sacie, pero evitando las grasas saturadas y las comidas precocinadas. En tu dieta siempre tiene que haber productos frescos porque engordan menos y alimentan más. 

En todo el mundo son conocidas ya las bondades de la dieta mediterránea, ¿por qué no aplicas ya a tu alimentación sus principios fundamentales?. No abuses de las proteínas animales, y aumenta la ingesta de legumbres y cereales; come más pescado y riega tus comidas con aceite de oliva, sus ácidos grasos te permitirán regular el colesterol. Y, sobre todo, come mucha fruta y verdura, ésta última cocinada y también cruda, por ejemplo, en ensaladas.

 

Falsas creencias

Hay muchas personas que se toman la dieta en otoño con relajación porque consideran que en invierno "necesitamos más calorías que en verano". Es una creencia bastante extendida, pero totalmente falsa. En invierno, al estar más tapados por la ropa, es frecuente descuidar nuestra dieta y dejar que los kilos que nos sobran se asienten en nuestro organismo. La mayoría de la gente se alarma cuando comienza el buen tiempo. ¿Por qué no te cuidas todo el año? Así el cambio de hábitos no será tan radical.

Tampoco abuses de los alimentos bajos en grasas o light, porque no siempre reducen su contenido calórico. Muchas veces en estos productos se eliminan los azúcares, pero se añaden otro tipo de edulcorantes que pueden elevar igualmente su aporte energético. Lee bien la información nutricional del producto antes de considerarlo la panacea de tu dieta.

 De lo que sí podrás abusar es de los lácteos desnatados. Sobre todo en las mujeres adultas, la provisión de calcio es fundamental para evitar la osteoporosis, por eso es esencial que no falten la leche o el yogur. Los productos desnatados aportan todo el calcio de la leche, pero eliminando las grasas de su composición. En cambio, deberás comer queso con mucho cuidado, y sólo podrás disfrutarlo regularmente si es queso fresco, porque es el más ligero. También deberás reducir la cantidad de la nata (crema de leche) y la mantequilla que usas en la cocina.

 

No te sacrifiques

Es normal que al llegar de vacaciones hayas ganado algunos kilos de más. Llevas todo el año trabajando y te mereces disfrutar de los helados, las barbacoas, las cenas en compañía de los amigos. Pero déjalo para momentos vacacionales. Si para ti es un auténtico sacrificio dejar de comer dulces, no hace falta que los excluyas radicalmente de tu dieta, con la consiguiente frustración y ansiedad que esto supone. Es mejor permitirse una pequeña porción a la semana o controlar adecuadamente las cantidades.

Otro error frecuente es cortar radicalmente el suministro de calorías al cuerpo. En estos casos, al principio se pierden cantidades importantes de peso, pero luego el organismo se estanca. A veces estos cambios drásticos son contraproducentes porque el metabolismo reacciona ante la falta de nutrientes y utiliza menos calorías para funcionar, lo que te impide bajar efectivamente de peso.

 

 

Come con frecuencia pocas cantidades al día, opta por alimentos sanos y frescos, reduce las calorías poco a poco (una semana 100, la siguiente otras 100, hasta llegar a tu dieta de mantenimiento habitual) y haz algo de ejercicio que te ayude a consumir energía. Nunca te desanimes y sé constante. En poco tiempo verás cómo obtienes los resultados que esperabas.

 

Antes de que hagas dramas o tomes medidas drásticas, primero piensa que lo mejor en estos casos es mentalizarte progresivamente de que, si deseas tener un peso sano y disfrutar de una dieta equilibrada, tendrás que volver a los pequeños sacrificios. Pero empieza poco a poco, sin cambios radicales. Así permitirás que tanto tu cuerpo como tu mente se adapten a la temida vuelta al trabajo y al fin de las vacaciones.

martes, 19 de julio de 2011

Receta de Gazpacho de Sandía

Sandia340

 

Hoy os traigo una receta de Gazpacho de Sandía.

Es muy fácil de hacer e ideal para estos días de verano. Es una variedad de gazpacho muy suave y con un toque frutal que lo hace muy apetecible.

Estos son los ingredientes:

  • El mismo peso de tomates y de sandia: ½ ó 1 kg de ambos
  • 1 ajo
  • 1 cebolla tierna
  • 1/2 pimiento rojo
  • 70 ml de aceite
  • 30 ml de vinagre
  • Sal
  • Unas dos cucharadas de albahaca

 

Pelamos y troceamos la sandía y lo batimos junto con todos los ingredientes en la Thermomix o una batidora. Después lo colamos para que no nos queden trozos del tomate ni pepitas de la sandía.

No es necesario añadirle más agua porque queda suficientemente líquido.

Para decorarlo podéis trocear un poco de sandía, las mismas hortalizas que lleva, y echarlo por encima.

Si lo preferís podéis usar pimiento verde y pepino como al gazpacho clásico, pero con estos ingredientes lo diferenciamos más. La sandia y la albahaca le aportan un sabor inconfundible. 

También podéis prescindir o cambiar algún ingrediente. Si es así decidme como lo hacéis vosotros para probarlo :)

Espero que os guste.

lunes, 11 de julio de 2011

Falsos mitos sobre la leche

Milk_by_cfcoughlin

En un producto tan consumido a lo largo de la historia no es de extrañar que hayan surgido numerosas creencias falsas relacionadas con el consumo y las propiedades de la leche. Algunas han llegado hasta nuestros días.


Resulta beneficiosa para la piel: 

Nuestros antepasados relacionaron el consumo de leche con el rejuvenecimiento de la piel, al ver que la de los niños lactantes era suave y tersa. La realidad es que, aunque se ha empleado mucho en cosmética, no por consumirla con mayor frecuencia se consigue un efecto real e importante sobre la dermis. 

 

Es peligroso tomarla después de la lactancia:

Desde hace ya unos años, existe una creencia que considera la leche un producto negativo. Los defensores de esta teoría argumentan que ningún mamífero vuelve a probarla después del destete y que el aparato digestivo del bebé está preparado para digerir la leche materna sólo durante la lactancia, ya que después desaparecen de manera natural las enzimas que la metabolizan. Se trata de unas afirmaciones falsas. Los animales no consumen leche porque no son ganaderos; de hecho no la desprecian cuando se la ofrecemos. Es cierto que las personas que no toman leche regularmente pueden perder las enzimas que la digieren, especialmente la lactasa, pero sólo por dejar de consumirla.

 

Siempre hay que hervirla:

La única leche que debe cocerse es la que se compra cruda, es decir, la que no ha sido sometida a ningún proceso de pasteurización o esterilización. Si se hierve en exceso, la leche pierde parte de su valor nutritivo, por lo que no hay que abusar del calentamiento intenso. Otra cosa es calentar el desayuno con el microondas, esto no implica ningún cambio nutricional. 

 

Encima de la leche nada eches: 

Según este dicho popular, después de beber leche no debe ingerirse nada, especialmente zumo de fruta, ya que hace que se corte en el estómago, lo que resulta peligroso para la salud. No tiene ninguna justificación. Se puede ingerir fruta o zumos a la vez que la leche, antes o después, sin que tenga que ser específicamente malo. 

 

Cuanto más cara, más rica: 

Los precios de la leche son muy variables y dependen en gran medida de los fabricantes. Puede haber muchas marcas, pero fabricantes, es decir centrales lecheras, hay muy pocas. En muchos casos, se trata de marcas que crean una competencia en el mercado. Así, entre una leche entera de marca blanca, que se presentan con el nombre del supermercado, y la misma con marca comercial concreta puede haber una diferencia de 10 céntimos. En este sentido, la diferencia de precio no está justificada. Se trata de una cuestión de marcas y de imagen, que también tiene un precio, pero no por la calidad del producto en sí. 

 

Si sabe podrida, la leche es de mala calidad: 

Aunque el tratamiento térmico de la leche es conservador respecto a la composición del producto, ocurre con relativa frecuencia que el calor causa una alteración que se conoce como gelificación de las leches conservadas. Esto ocurre porque se destruyen los microorganismos, pero no sus componentes, y especialmente sus enzimas, que pueden atacar las proteínas y la grasa lácteas. Estas enzimas van actuando lentamente y destruyen en parte dichos componentes del alimento. La consecuencia es que al abrir el envase, ya sea un tetrabrik o una botella, se nota un sabor a podrido muy desagradable. Normalmente suele alarmar muchísimo al consumidor, aunque no tiene consecuencias.

miércoles, 6 de julio de 2011

Enamora-té!

Yogi-tea-1

Hoy vamos a hablar de las propiedades de los tés más conocidos, y como escoger el que se adapte mejor a nuestras necesidades.
Todos vienen de la misma planta (camelia sinensis), y depende del tratamiento que la so
metan consiguen los diferentes tés. 
Os dejo las principales características de cada uno.

El té verde:
  • Es antioxidante capaz de suprimir los radicales libres
  • Es anticancerígeno (comprobado por diferentes estudios) Ayuda a frenar el envejecimiento y el avance de algunas enfermedades degenerativas.
  • Es estimulante, posee teína, ayuda a la concentración y el trabajo mental.
  • Es diurético, broncodilatador y astringente (ayuda a combatir la diarrea y gastritis).
  • Reduce la formación anormal de coágulos sanguíneos.
  • Es hipoglucemiante (disminuye los niveles de azúcar en sangre) y tiene ligeros efectos antibióticos frente a ciertas bacterias como los estafilococos y algunos virus.

El té rojo:
  • Quema calorías más rápidamente.
  • Es un excelente desintoxicante hepático, ayuda a eliminar toxinas y residuos del cuerpo.
  • Es digestivo, facilita la digestión de las comidas con alto contenido graso. Estimula la actividad vesicular, emulsionando mejor las grasas concentradas.
  • Es antioxidante, ayuda a la renovación celular.
  • Es diurético, estimula al riñón a eliminar el exceso de líquidos.
  • Reduce el insomnio.

El té negro:
  • Es antioxidante capaz de proteger al organismo contra los radicales libres. 
  • Previene el envejecimiento y ayuda contra los problemas degenerativos del sistema cardiovascular
  • Es astringente: ayuda a combatir la diarrea y la gastritis
  • Es diurético
  • Es reconfortante y bajo en calorías: aporta una gran sensación de saciedad.
  • Es estimulante, posee teína, ayuda a la concentración y el trabajo mental.

El té blanco:
  • Es tres veces más antioxidante que el té verde. 
  • Aumenta las defensas, combate el envejecimiento celular y es un buen aliado para prevenir el cáncer.
  • Protege contra las caries dentales gracias a su riqueza en flúor.
  • Combate la fatiga física y mental. Aumenta la capacidad de concentración y memoria.
  • Tiene la mitad de teína que el té verde.
  • No tiene calorías. 
  • Es ligeramente diurético y favorece la eliminación de grasas.
  • Baja los niveles del colesterol LDL (el malo) y de triglicéridos.


Todos llevan teína así que no están indicados para niños ni embarazadas.
Espero que os ayude a encontrar vuestro té.

domingo, 3 de julio de 2011

Alimentos que ayudan a la protección solar

P26

En verano los rayos del sol pueden estropear nuestra piel, sobre todo si nos exponemos de forma excesiva sin protegernos correctamente. Esta protección no sólo depende del uso de una crema solar, sino también de una buena alimentación que nos proporcione vitaminas, minerales y antioxidantes. Estos tres nutrientes son especialmente imprescindibles para el cuidado de la piel durante el verano y por lo tanto el mejor menú estará basado en hortalizas y fruta.

Nuestro metabolismo es capaz de generar antioxidantes de manera natural siempre y cuando sigas la alimentación adecuada.

Con las hortalizas y la fruta obtenemos vitaminas como la A, E y C así como minerales.

Así que si tenemos antioxidantes, vitaminas y minerales nuestra piel podrá defenderse mejor del sol, reduciendo sensiblemente los nocivos efectos del sol.

Os dejo un ejemplo de menú:

DESAYUNO
Vaso de leche con muesli de cereales o fruta y frutos secos o
Batido de frutas

MEDIA MAÑANA
Yogurt o
Tostada integral con jamón serrano y aceite de oliva

COMIDA
Batido de tomate o
Ensalada de judías verdes y patata Brocheta de carne y pimientos
Melón o sandía

MERIENDA
Puñado de frutos secos

CENA
Ensalada de zanahorias
Tortilla de espinacas
Macedonia de frutas

viernes, 1 de julio de 2011

10 consejos saludables

Bienvenido a mi nuevo blog. 
En él voy a hablar de esas pequeñas cosas que podemos hacer para llevar una vida más saludable. 
Para empezar os voy a ofrecer 10 consejos para mejorar nuestra alimentación (1):
  1. Beber un vaso de zumo de naranja diario aumenta al doble o más el hierro en el cuerpo. Comer naranjas reduce el riesgo de cáncer de pulmón.
  2. Verter media cucharadita de canela en el café mantiene el colesterol bajo y estabiliza los niveles de azúcar en la sangre. Se puede hacer una vez al día.
  3. Cambiar el pan blanco por el integral, este último tiene casi cuatro veces más fibra, tres veces más zinc y hasta dos veces más hierro.
  4. Comer colorido: con una variedad de rojo, naranja, amarillo, verde, lila y blanco en frutas y vegetales obtendrás la mejor mezcla de vitaminas, minerales y antioxidantes que existe.
  5. Come pizza eligiendo la masa fina. El tomate tiene un antioxidante que se cree que inhibe el crecimiento de tumores, y además el cuerpo lo absorbe mejor en salsa para pastas o para pizza.
  6. No peles con anticipación, los vegetales y frutas deben cortarse y pelarse justo antes de comerlos.
  7. Disfruta de una taza de té. Beber sólo una taza diaria de esta infusión disminuye el riesgo de enfermedades coronarias.
  8. La semilla de girasol y las semillas de sésamo en ensaladas y cereales son nutrientes y antioxidantes.
  9. Come chocolate: comer es una fuente de hierro, magnesio y potasio.
  10. Masticar más tiempo ayuda a una mejor digestión.
Espero que os sea útil.  
(1) Numerosos estudios han demostrado estos hechos.
Se ha producido un error en este gadget.